Ruiseñor Pechiazul

19

El Ruiseñor Pechiazul (Luscinia svecica) es un pequeño ave paseriforme que antes estaba clasificado como miembro de la familia de los zorzales (Turdidae), pero que ahora se considera más generalmente como un mosquero del Viejo Mundo, Muscicapidae. A ella, y a otras especies europeas pequeñas similares, a menudo se les llama charlas.

Es una especie insectívora migratoria que se reproduce en bosques de abedules húmedos o en pantanos arbustivos en Europa y Asia, con presencia en el oeste de Alaska. Anida en arbustos densos, e inverna en el norte de África y en el subcontinente indio.

Ruiseñor Pechiazul

El Ruiseñor pechiazul (Luscinia svecica, Cyanecula svecica, Cyanosylvia svecica) es una especie de ave cantora de la familia de los mosqueros (Muscicapidae). Su nombre deriva de la llamativa coloración azul de la garganta y el pecho delantero, que el macho muestra en su plumaje de cría. Las diez subespecies se dividen en dos grupos, el White-starred y el Red-starred Bluethroat (Tundra Bluethroat).

Los ruiseñores pechiazules generalmente colonizan los biotopos que contienen arbustos o juncos en lugares muy húmedos y se alimenta principalmente de insectos. Se encuentra en gran parte del Paleártico y también ha poblado una parte del norte de Alaska más allá del estrecho de Bering. En Europa, el área de distribución está muy fragmentada y la especie está amenazada en muchos lugares por la falta de un hábitat adecuado.

El ruiseñor pechiazul es un ave migratoria. El ejemplar europeo hiberna en el sur de España, norte de África, sur del Sahara y en el sur de Asia, el aves es más bien un volador de corto o medio alcance y hay una subespecie de esta ave que llega a un alcance más largo.

Maravilloso ejemplar del ruiseñor pechiazul (Luscinia svecica)

Taxonomía

Reino: Animalia

Filo: Chordata

Clase: Aves

Orden: Passeriformes

Familia: Muscicapidae

Género: Luscinia

Especie: Luscinia svecica

Hábitat y distribución

La distribución del ruiseñor pechiazul es transpaláctica, pero existen grandes diferencias en Europa. Se extiende desde el borde norte de la Srauchtundra hacia el sur hasta la zona esteparia y algunas cadenas montañosas del Paleártico meridional. En los Neártico hay una pequeña colonización en el norte de Alaska.

En Europa occidental, la presencia se limita a algunas montañas de la Península Ibérica, así como a algunas pequeñas zonas parciales y desunidas de Francia, sobre todo una franja de 10 km de ancho a lo largo de la costa atlántica (subespecie Luscinia svecica namnetum). En los países del Benelux, al norte de los Alpes, en Alemania y Austria, y a lo largo del Danubio, en Hungría, hay zonas más extensas.

La zona más o menos cerrada se extiende desde el nordeste de Alemania y Polonia hacia el este. En Fenoscandia la distribución se limita a las altas montañas de Noruega, el norte de Suecia, el norte de Finlandia y la península de Kola y está conectada a la zona cerrada a lo largo de la costa del Mar Blanco. Su frontera norte se extiende hacia el este entre 70 y 72° hacia el norte hasta la península de Chukchi, Kamchatka y el norte de Alaska.

En el sur, la distribución, a veces muy disyuntiva, alcanza las regiones montañosas del noroeste del Cáucaso, los Zagros, el Pamir, Tian Shan, Altai, Tannu Ola y Changai. En Yakutia, la especie se encuentra sólo en el norte y, por lo demás, muy localmente. Posiblemente hay demasiada competencia para el Rubythroat, el cual tiene su distribución principal en ese lugar. Los intentos ocasionales de reproducción del ave se hicieron en el norte de Escocia.

Fotos del Ruiseñor pechiazul

Migraciones

Las subespecies difieren claramente en su comportamiento migratorio. Mientras que Luscinia svecica svecica es un volador de larga distancia, Luscinia svecica cyanecula y Luscinia svecica namnetum son voladores migran de una corta a media distancia. Lo mismo es válido para las subespecies asiáticas, cuyas áreas de hibernación se superponen parcialmente con las de Luscinia svecica svecica.

Las principales zonas de invernada de Luscinia svecica svecica se encuentran en el subcontinente indio y alcanzan hasta unos 20° N, ocasionalmente hay pruebas hasta Sri Lanka. Hacia el este hay evidencia hasta el sureste de China y excepcionalmente hasta Japón. La extensión occidental de la zona se extiende en el norte hasta la zona del Mediterráneo oriental.

Al sur del Sahara, sin embargo, esta subespecie hiberna hasta África Occidental, con lo que sin embargo la mayoría de las aves se concentran en el este. Las direcciones de vuelo pueden ser muy diferentes con aves que se reproducen en Finlandia desde el sureste hasta la dispersión suroeste.

El subtipo Luscinia svecica cyanecula suele hibernar al sur y suroeste del área de cría. La parte predominante se encuentra en el norte de África, en los oasis del Sahara y al sur del mismo. Al este, los hibernadores fueron determinados en lo que respecta al Golfo Pérsico. Con este subtipo, sin embargo, la mayor parte se concentra en África Occidental, al este hasta Nigeria. Sin embargo, también se pueden encontrar aves individuales en la zona del Mediterráneo.

Con Luscinia svecica namnetum, las rutas de vuelos son más cortas, este subtipo hiberna en el suroeste de Portugal y en el Magreb. Luscinia svecica volgae forma una transición también en el comportamiento migratorio: en invierno, estas poblaciones se encuentran en el noreste de África y en el suroeste de Asia. Las subespecies Luscinia svecica pallidogularis y Luscinia svecica kobdensis pasan el invierno en el suroeste y sur de Asia, Luscinia svecica saturatior en el sur de Asia. Los recintos de invierno de Luscinia svecica abotti se encuentran en el norte de la India, los de Luscinia svecica przevalskii en el este de China.

Las subespecies difieren poco en la fenología del viaje. Los lugares de cría se despejan generalmente en la segunda mitad de julio. Hasta la migración, que tiene lugar principalmente a mediados de agosto y septiembre, las aves mudas siguen viviendo en hábitats ricos en cobertura, como los cañaverales. La subespecie Luscinia svecica svecica también puede encontrarse fuera de las zonas de reproducción montañosa en las tierras bajas.

A principios de octubre a más tardar, la migración de las zonas de reproducción habrá finalizado. El inicio del vuelo suele comenzar en Europa Central a finales de marzo, y los que llegan a la zona del sur de Alemania a veces ya en el primer tercio de marzo. Los vuelos de migración se terminan en Europa Central a más tardar a mediados de mayo.

¿Dónde vive el ruiseñor pechiazul?

El ruiseñor pechiazul habita en hábitats húmedos que ofrecen una combinación de escasa vegetación y buena cobertura. Este último no tiene que ser un arbusto denso como el ruiseñor, sino más bien una densa vegetación de cañas viejas o arbustos altos. La proximidad del agua no es absolutamente necesaria, sin embargo, estos biotopos son preferidos en muchos lugares.

Los hábitats primarios de la subespecie Luscinia svecica cyanecula son dos etapas de sucesión más bien efímeras de páramos de tierras bajas y sedimentación de aguas corrientes. Por un lado, se trata de la comunidad vegetal del arbusto de la falla del sauce (Frangulo-Salicetum cinereae), en el que los matorrales de sauce gris y aliso representan la etapa de transición de los cañaverales a los pantanos de alisos.

Por otra parte, se trata del sauce cesto (Salicetum triandro-viminalis), en el que la cesta y el sauce de almendra forman arbustos con una capa de hierba pobre en especies a lo largo de las aguas que fluyen, y el bosque de sauce (Salicetum fragilis), en el que los arbustos de sauce, plata o sauce púrpura fluyen de las aguas o de los brazos viejos hacia el bosque de pradera.

Demanda de hábitats óptimos

En el paisaje cultural, donde estos estadios suelen faltar debido a la regulación del agua, el ruiseñor pechiazul depende de biotopos que son creados por la intervención humana durante un corto periodo de tiempo y luego cubiertos de arbustos o cañas. Estos pueden ser dragados y rellenos en graveras, a orillas de ríos, lagos de dragado o estanques de peces.

En el paisaje agrícola, las zanjas de drenaje con cañaverales, bordes de caminos, humedales y zonas rudimentarias también están a veces pobladas por estas hermosas aves. En las marismas de la costa del Mar del Norte (Países Bajos, Bélgica y Alemania), la especie ha colonizado con éxito campos de colza con zanjas de caña y zanjas secas en los pólderes durante varios años. En la costa atlántica francesa, el ruiseñor pechiazul se reproduce en las zonas salinas de hundimiento y arbustos. En España, las laderas secas y rocosas de las montañas se utilizan como hábitat de reproducción.

La subespecie Luscinia svecica svecica se reproduce en Escandinavia en arbustos pantanosos del pantano de abedul (Betula tortuosa), en lugares pantanosos con matorrales de sauce y abedul en Fjell y Tundra, en brezales de arbustos enanos y en aguas y bordes de pantanos de la zona de bosque de coníferas. En las montañas europeas, donde se ha encontrado esta subespecie desde mediados de la década de 1970, las ciénagas elevadas, los brezales de páramos y los pequeños juncales están poblados al menos en un 50% por pinos de montaña, por ejemplo en las Montañas Gigantes, los montes Tatras o los Alpes Centrales.

En los Alpes, el ruiseñor pechiazul también se reproduce en laderas de bloques con arbustos alpinos que bordean praderas de primavera o barrancos húmedos. La distribución de la altitud se sitúa entre 1300 y 2100 metros sobre el nivel del mar. En el viaje de migración, todas las subespecies europeas se pueden encontrar en arbustos y cañaverales en estuarios, arrozales o zonas con aguas.

Densidad de asentamiento

Para la incubación y la cría de los polluelos, el requisito de la subespecie Luscinia svecica cyanecula entre 0,24 y más de 2 hectáreas. En hábitats favorables y densamente ocupados, las densidades de cría se alcanzan entre 5 y 6 pares de cría por cada 10 hectáreas, por lo que en una zona de sedimentación con el siguiente bosque en Bajo Rin.

En los cañaverales vecinos la densidad fue de 1,4 p.b. / 10 ha. Para Luscinia svecica svecica se pueden encontrar datos similares con de 4,5 a 5 p.b. / 10 ha en bosques de abedules de montaña húmedos al borde de páramos de abedules enanos y de 0,8 a 1,5 p.b. / 10 ha en bosques de abedules más secos. El espacio requerido por Luscinia svecica namnetum parece ser más pequeño con áreas de 1,3 ha y más. En la desembocadura del Loira se alcanzaron densidades de hasta 8 pb/10 ha.

Características

La ruiseñor pechiazul es muy similar en tamaño al petirrojo europeo, además es de color marrón liso, excepto por la distintiva cola negra con manchas rojas en los costados. Tiene una fuerte línea superciliar de color blanco.

Imágenes del Ruiseñor pechiazul

Tamaño y peso

El ruiseñor pechiazul es un ave de patas altas, de contextura delgada, que tiene de 13 a 14 centímetros de longitud, aproximadamente en tamaño al petirrojo y, por lo tanto, algo más pequeño que el ruiseñor relativo cercano, con 13 o 14 centímetros. La longitud del ala es de aproximadamente 78 milímetros en promedio con el macho, la longitud de la cola es de 54 milímetros. En el caso de la hembra, la longitud del ala es de 74 milímetros y la de la cola de 52 milímetros. Ambos sexos pesan de 16 a 18 gramos.

Colores

La parte superior es principalmente de color marrón gris oscuro, las mantas del rabo y las mantas de cola son algo más cálidas. De los lados punteados oscuros de los vértices se destaca claramente una banda ocular beige. Las lengüetas y las cubiertas de los oídos son de color oscuro y llevan una línea más clara. Los lados del cuerpo son de color beige pálido, pechuga trasera y estómago blanquecino, y la parte inferior de la manta es de color crema.

Las mejores características de las especies en todos los plumajes son los lados bicolores, las dos plumas del medio de las plumas de los impuestas son de color marrón, con todas las exteriores la mitad es de color rojo óxido, la mitad terminal es negro con marrón. Las plumas de las alas, tanto las largas como las cortas también son de color marrón con negro, poseen dobladillos claros.

En las cubiertas de las alas superiores de color marrón oscuro, aparecen las costuras de color marrón rojizo, además el ala inferior es marrón. El pico, es de color marrón oscuro hasta marrón con negro, y en el interior es de color amarillo limón. Las patas y los dedos son de color marrón oscuro como el pico, el recorrido es rojizo y translúcido. El iris es negro con marrón.

Color del macho

En el macho en el plumaje de cría, tiene el mentón, la garganta, la raya de la barba y la parte superior del pecho son de color azul vivo y brillante como la seda. El patrón de la garganta azul también es muy reflectante en el espectro ultravioleta, lo que obviamente tiene una influencia decisiva en la elección de la pareja, cuando las hembras los eligen.

Debajo de la garganta, en medio de la coloración azul, hay una mancha central en forma de riñón – llamada “estrella” – que, dependiendo de la subespecie, es de color rojo rojizo (azul rojizo con estrellas) o blanco (azul rojizo), puede variar en extensión o estar completamente ausente. La mancha azul de la garganta está limitada al estómago por un borde oscuro, al que siguen una banda beige y una venda roja oxidada en el pecho, que se extienden hasta el estómago.

El parche para la garganta y la banda del pecho pueden estar intercalados con remates ligeros de plumas. La coloración azul es menos pronunciada en el plumaje de reposo, el mentón y la garganta son de color blanco en forma de nudillo con una estrecha raya marrón negruzca en la barba.

Color de la hembra

En la cría y en el vestido de silencio de la hembra, las partes azules son de color beige claro con el macho y muestran la raya oscura de la barba, que también se hace visible en el plumaje sencillo del macho, en contraste con él. La banda del pecho es oscura, nublada o punteada. En algunas hembras las manchas también son de color azul pálido y la banda roja de color oxido hacia el estómago está indicada al máximo.

Plumaje juvenil y primer invierno

En el Plumaje de juventud, la parte superior es de color negro con marrón con una mancha en forma de nudillo, de color beige oxidado, las mantas de la cola son de color marrón rojizo. La garganta, el pecho y los costados del estómago son de color beige con la parte superior oscura, el estómago y la parte inferior de la manta es blanquecina.

En el primer invierno, el plumaje de los jóvenes se asemeja al plumaje de los pájaros adultos, sin embargo, las partes blancas y negras se extienden más con el macho, el azul en la barba limitada en línea y el vendaje es un rojo oxido menos distintivo. Con la hembra, las partes blancas son más extendidas, un color azul se indica a lo sumo muy débilmente. La pulsera oscura y la roja oxidada son igual de distintivas.

Muda

La muda de la juventud es un cambio de plumaje a medias, con el que sólo está presente las pequeñas plumas. Se realiza con la subespecie Luscinia svecica svecica entre mediados de julio y septiembre, con Luscinia svecica cyanecula desde finales de junio. Las aves adultas mudan todo su plumaje desde mediados de julio y, por lo tanto, son casi incapaces de volar durante un corto período de tiempo a principios de agosto.

Esta muda completa dura entre 42 y 45 días. En el trimestre de invierno, una muda parcial, que se limita a la barbilla y al plumaje de la garganta, así como a los lados de la cabeza, tiene lugar además entre finales de febrero y finales de marzo.

Canto

La canción del ruiseñor pechiazul es poderosa, pero no llega muy lejos en contraste con otros tipos del género. Es melódico y áspero y puede contener muchos elementos de otras especies o sonidos mecánicos imitados. Particularmente característica es la introducción de los versos, que comienza con un djip djip djip djip djip o zri zri zri, que luego se vuelve más rápido y poderoso y conduce a un pasaje generalmente más largo de secuencias sonoras melódicas, ásperas o duras, parecidas a las de la flauta y el carricerín.

Dado que el número de imitaciones de otras especies tejidas suele ser muy grande y muy diverso, a menudo es difícil escuchar los sonidos típicos de las especies. El repertorio de imitaciones refleja bien la composición del mundo de las aves en las cercanías del lugar de cría y también puede cambiar día a día.

El sonido de la alarma un bastidor o pista áspero y a veces quebradizo, similar al de un carricerín, es más difícil que el sonido del ruiseñor. A veces se combina hace un sonido de dos sílabas con el silbido suave de señuelo (huid, iht o si). Además, hay series de llamadas: aproximadamente djüp-djüp-djüp-djüp, que se asemejan a la introducción de las estrofas de los cantos y que también se presentan con entusiasmo. También, se le puede escuchar un cräää excitado o un chiit fuertemente modulado en frecuencia.

Alimentación

El ruiseñor pechiazul es un pájaro que come insectos. Los insectos y sus larvas en el suelo dominan la dieta. En otoño, las bayas representan una parte importante de la dieta. El ruiseñor recoge su alimento principalmente en el suelo y en la capa de hierbas. Consiste principalmente de insectos como los insectos de dos alas, escarabajos, pequeños saltamontes y libélulas. Además, también se encuentran arañas, gusanos y pequeños caracoles. A diferencia de lo que ocurre con los ruiseñores y los brotes, las hormigas apenas pertenecen al espectro de las presas, los isópodos, y los cien pies se comen en muy raras ocasiones. A partir de finales de verano, se añaden ocasionalmente bayas y frutas.

Fotografías del Ruiseñor pechiazul

Apareamiento y reproducción

El ruiseñor pechiazul suele realizar una unión monógama estacional, a veces hay biginia. En la subespecie Luscinia svecica cyanecula se producen segundas camadas, mientras que Luscinia svecica svecica se reproduce una sola vez.

La madurez sexual se alcanza con un año, sin embargo, no todos los machos del año anterior parecen incubar u ocupar un recinto. Así, varios machos todavía están determinados en recintos extranjeros o cantando por un día en hábitats poco adecuados de vez en cuando también durante la incubación.

Los machos llegan en un período de más de dos semanas en el área de cría, las hembras siguen de dos a dos semanas y media más tarde. Con mal tiempo, la fundación del precinto puede durar hasta una semana. En las poblaciones del norte, la llegada y la formación de los precintos suelen ser más rápidas. Ocasionalmente, los precintos de años anteriores son reocupados.

Cortejo

El cortejo y la formación de parejas tienen lugar inmediatamente después de la llegada de las hembras. Los cortejos tienen faces bastante agresivas en parte, algunos comportamientos se asemejan a los del comportamiento agonístico. En la diferencia con los ruiseñores, se describe un vuelo impresionante del macho, que es conspicuo y zumbante. Si se acerca a una hembra en esa ocasión, esto a menudo termina en vuelos de persecución, con los que la hembra suele escapar de la zona. Si regresa, el procedimiento puede repetirse.

Otro componente de la exhibición del cortejo se nota un impresionante comportamiento, con el que el macho pone claramente sus partes de color en el espectáculo, en el que retrae la garganta y el plumaje del pecho, la cabeza y el cuello se erige, golpea con las alas y levanta la cola desplegada. Con un canto intenso, el color amarillo en el interior del pico es claramente visible. Además, el cortejo que se está llevando a cabo muestra que el macho se balancea hacia adelante y hacia atrás. La hembra es cortejada, en el suelo o de una rama y ocasionalmente perseguida.

Más tarde, la hembra indica su voluntad de aparearse, pero aun así se comporta agresivamente con un macho que se aproxima. Esto trata de reducir la distancia con cantos a media voz y presentando el campo de garganta, y vuela sobre la hembra con alas zumbantes. Después del apareamiento en el suelo, la hembra canta en una postura pre-estirada con la cola levantada y las alas vibrando, y finalmente llama al macho a aparearse.

Construcción de nidos

El nido es construido exclusivamente por la hembra en el suelo o en proximidad al suelo. Está bien escondido en la vegetación, a menudo en pequeñas cavidades o profundizaciones, por ejemplo en los bordes de la erosión o en las raíces. El nido tiene forma de cuenco y mide entre 11 y 14 centímetros en el diámetro exterior y 7 a 10 centímetros de altura. El hueco tiene unos 6 centímetros de profundidad.

El nido del ruiseñor pechiazul consiste en tallos y hojas áridas del césped se funde y más raramente también de musgo. En el caso de Luscinia svecica cyanecula se utilizan tallos de hierba, pedazos de caña u hojas de enea y panículas de caña, para el hueco también se utilizan fibras y pelos más finos.

Huevos y crías

El nido consiste de 4 a 7 huevos, usualmente son 5 o 6 huevos. Los huevos son de color verde oliva oscuro, brillantes y en su mayoría monocromáticos, menos a menudo turbios o moteados en marrón oxidado. Las medidas son aproximadamente de 19 × 14 milímetros. La incubación dura aproximadamente dos semanas (hasta dos días más corta) y tiene lugar a través de la hembra.

Esta ave comienza la incubación después de depositar el último huevo. El tiempo de anidación es de entre 13 y 14 días. Ambos miembros de la pareja de aves le dan de comer a los polluelos. Los pollos que salen volando se quedan por lo menos un mes en el recinto de sus padres.

Nidos, Huevos y Crías del Ruiseñor

Estado de conservación

En un estudio realizado en Finlandia, el éxito reproductor en dos años fue de aproximadamente el 75%, a pesar de las condiciones climáticas desfavorables del segundo año. La mayoría de las pérdidas se debieron a los depredadores, que en este caso son Cuervos, Merlines, comadrejas y armiños.

Un estudio sobre una población de Luscinia svecica namnetum mostró un éxito reproductor mucho menor, del 46,2%. Además de los depredadores que consisten en martas, víboras, ratones de campo y cuervos, el duro clima atlántico probablemente también fue la causa. El ave anillada más antigua con 8 años y 9 meses fue capturada en Suecia. En cautiverio, un ave cumplió 11 años.

Desarrollo de las poblaciones

El desarrollo de la población de la subespecie Luscinia svecica cyanecula es probablemente negativo desde aproximadamente el siglo XIX, ya que los hábitats adecuados se han fragmentado cada vez con menos frecuencia. Sin embargo, las influencias antropogénicas también pueden tener un efecto positivo a nivel local y temporal, ya que las etapas sucesorias adecuadas, a menudo de muy corta duración, sólo surgen como resultado de ellas, por lo que en muchos lugares las poblaciones fluctúan enormemente.

Sin embargo, la especie desapareció cada vez más de grandes partes de Europa Central y sólo pudo sobrevivir en llanuras fluviales más grandes. En la década de 1970, finalmente se alcanzó un mínimo de población. El ruiseñor pechiazul era considerado como el epítome de una especie de ave amenazada de extinción. Sin embargo, desde los años ochenta, la evolución ha sido positiva de nuevo.

En los Países Bajos, por ejemplo, pudieron establecerse en zonas estables, lo que dio lugar a una fuerte expansión en los años noventa, que se dejó sentir hasta Dinamarca y el sur de Alemania. En 2001, un estudio nacional en Baja Sajonia mostró que la especie tenía poblaciones sorprendentemente grandes, especialmente en las marismas de la costa del Mar del Norte. Fue capaz de conquistar campos de colza con cañaverales como hábitat secundario y por lo tanto se reproduce con éxito en el paisaje agrícola.

Galerías del Ruiseñor

Variantes de las poblaciones

Los aumentos y disminuciones de la población a corto plazo, la forma de vida secreta y la interrupción temprana de la canción ya en mayo dificultan el registro de la especie en toda la zona. En Alemania, la población se estima en 7.000 a 8.300 parejas reproductoras (esto en el año 2005). La tendencia demográfica de 1980 a 2005 fue positiva. Ya desde los años cincuenta y sesenta, la población ha aumentado en Francia, el sur de Europa Central y Rumanía.

Hoy en día, las causas del peligro siguen siendo, por un lado, la expansión y reconstrucción de los cuerpos de agua y los grandes paisajes fluviales, que están destruyendo en gran medida las zonas de sedimentación y las zonas de páramo de tierras bajas que son importantes para la especie. Otro factor importante en el paisaje cultural es la eliminación de las zanjas de drenaje, el drenaje a través de sistemas de tuberías subterráneas o la siega incontrolada de carrizos. De esta manera se eliminan los cañaverales, que proporcionan oportunidades de reproducción adecuadas para las especies en el paisaje cultivados.

El patrón poblacional del ruiseñor pechiazul probablemente se ha mantenido relativamente constante desde la década de 1970. La población total europea de ruiseñores pechiazules se estima de 800.000 a 2.500.000 parejas reproductoras, de las cuales alrededor del 95% corresponde a esta subespecie. La población sueca se estima de 140.000 a 250.000 pb, la finlandesa de 100.000 a 200.000. En Escandinavia probablemente se ha producido una ligera expansión de la zona. En este contexto, también ha habido intentos ocasionales de reproducción en el norte de Escocia.

Desde mediados de la década de 1970, el ruiseñor pechiazul ha habitado varias montañas europeas, incluyendo los Altos Tatras, las Montañas Gigantes, los Alpes y los Cárpatos ucranianos. La población mundial del ruiseñor pechiazul se estima en 30 a 100 millones de especímenes y no se considera en riesgo (“menor preocupación“).

Ruiseñor en su hábitat

Curiosidades

El ruiseñor pechiazul (Luscinia svecica) es un ave de la familia de los papamoscas. Anteriormente, junto con toda la familia de los ruiseñores, pertenecía a la familia de los zorzales. Muy extendida en el norte de Europa, el norte y el centro de Asia; en Rusia, casi todo el territorio. El pechiazul es un ave migratoria. Invierno en el norte de África, Asia, sur de China e India.

Comportamiento

El ruiseñor pechiazul no es tímido, pero vive muy escondido. La distancia de escape se encuentra entre 10 y 30 metros. En el suelo, se mueve de manera similar a los ruiseñores o los petirrojos. Se levanta estirado con el pecho postrado, la cola zancuda y las alas ligeramente colgantes. La locomoción suele realizarse saltando, más raramente con pocos pasos de carrera.

En ocasiones el rebotar rápido en largas distancias funciona como si el ave corriera. Con excitación o también aparentemente desmotivado de vez en cuando, la cola abre sus plumas y se extiende, con lo que los lados rojos de la cola se hacen visibles. En las ramas o cañaverales, el ruiseñor pechiazul se mueve rápido y con la misma habilidad que una curruca.

El vuelo es rápido y en forma de arco y por lo general tiene lugar densamente a lo largo de la cobertura en el terreno libre. Los obstáculos suelen estar alrededor, no sobrevolando. Con el aterrizaje usando la cola a menudo se despliega brevemente, después el ave cambia de lugar rápidamente a través de algunos saltos.

Actividad de canto

El ruiseñor pechiazul  es activo durante el día y al atardecer. La mayor actividad de canto de las aves centroeuropeas comienza al anochecer y dura hasta después del anochecer. Por la mañana, el canto a veces comienza en la oscuridad y luego suele continuar hasta las horas de la mañana. Se realiza desde observatorios expuestos. Ocasionalmente, el macho emprende vuelos con cantos, con lo que vuela en un arco plano. Por lo general, se inicia desde otra zona de control, a veces también desde el suelo.

La intensidad del canto y de los cantos es más fuerte después de la llegada de las hembras y antes de la puesta de los huevos. Después de eso el macho se queda casi completamente en silencio. Los machos que aún cantan en un momento posterior permanecen sin pareja. Pero la actividad de canto también puede reanudarse más tarde si los machos pierden sus garras.

El silenciamiento precoz del canto, el hecho de que los machos no se estimulen mutuamente con el canto (como en el caso de los ruiseñores) y que la hembra se sienta atraída por el canto, sugieren que el canto no se utiliza para delimitar el territorio sino sólo para el cortejo con la pareja.

Dibujos e Ilustraciones del Ruiseñor pechiazul

Historia

Al igual que los ruiseñores y los tordos, el ruiseñor pechiazul era popular como ave doméstica en tiempos históricos. En contraste con el primero, Christian Ludwig Brehm en su “Handbuch für den Liebhaber der Stuben- und Hausvögel” (Manual para el Amante de los Pájaros Domésticos) de 1832 lo sitúa entre los “pájaros cantautores de segunda categoría”, pero también destaca su gran capacidad de imitación. Se enganchaba principalmente en las redes y barras de pegamento.

Sistemática

El ruiseñor pechiazul  fue colocado durante mucho tiempo en su propio género Cyanecula o Cyanosilvia y la subespecie fue descrita a menudo como su propia especie. Más tarde, fue clasificada ocasionalmente en el género Erithacus y finalmente en el género Luscinia, que consiste en varias superespecies y algunas especies independientes.

Las condiciones filogenéticas dentro de la especie fueron investigadas en 1998 y 2003. Se encontró que, en base a las comparaciones de haplotipos, sólo se puede determinar una separación aproximada entre un grupo del norte y uno del sur, y que éstos deben haberse desarrollado en los últimos 15.000 años. La variación geográfica del fenotipo y la división en subespecies no fueron apoyadas por los hallazgos genéticos.

Subespecies pertenecientes a la especie Luscinia svecica

Hay una variación sorprendente en la coloración de la mancha de la garganta central en los machos adultos. Por lo tanto, las diez subespecies se dividen en dos grupos de subespecies: el ruiseñor pechiazul del grupo cyanecula, que se encuentra principalmente en el sur y oeste del área de distribución, y el ruiseñor pechiazul del grupo svecica, que se encuentra más en el norte y el este.

Las poblaciones intermedias varían ampliamente y a veces muestran una estrella roja con una base blanca. En algunas poblaciones del grupo de las cianéculas (por ejemplo, Luscinia svecica magna) la estrella también puede estar completamente ausente. Otras características como el tamaño y la coloración de la parte superior sólo varían ligeramente.

Grupo Cyanecula

  • Luscinia svecica cyanecula (Wolf, 1810): Países Bajos, nordeste de Francia y Península Ibérica, este hasta Bielorrusia y noroeste de Ucrania.
  • Luscinia svecica namnetum (Mayaud, 1934): Suroeste y Centro de Francia.
  • Luscinia svecica magna (Zarudny & Loudon, 1904): Turquía oriental, Transcaucasia e Irán noroccidental.

Ocasionalmente, las poblaciones españolas también se subdividen como subtipo azuricollis.

Poblaciones en transición

  • Luscinia svecica volgae (O. Kleinschmidt, 1907): Ucrania nororiental y Rusia central
  • Luscinia svecica abbotti (Richmond, 1896): Norte de Afganistán, Norte de Cachemira, Karakorum y Ladakh

Grupo Svecica

  • Luscinia svecica svecica (Linnaeus, 1758): Escandinavia y el norte de Asia y el norte de Alaska, desde la década de 1970 también en algunas montañas de Europa Central.
  • Luscinia svecica pallidogularis (Zarudny, 1897): Tierras bajas de Kazajstán y hacia el este hasta los ríos Tien Shan y Pamir.
  • Luscinia svecica saturatior (Sushkin, 1925): Altai, Mongolia noroccidental y las montañas de Asia Central
  • Luscinia svecica kobdensis (Tugarinov, 1929): Mongolia occidental, al sur de las montañas de Altai hacia el oeste hasta el lago Saissan y en China occidental (Xinjiang).
  • Luscinia svecica przevalskii (Tugarinov, 1929): China Central (Qinghai a Nan Shan y este a la Puerta de Dzungarian y la Meseta de Ordos)

Galería de Dibujos del Ruiseñor

Califica este articulo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here